jueves, 23 de julio de 2009

Un equipo de investigadores españoles desarrolla un modelo para el estudio del waterpolo

Durante este Mundial de Natación de Roma, si uno se encuentra en la piscina de waterpolo del Foro Itálico puede ver dos espectáculos: el primero, por el que el público paga, está en los mismos encuentros que disputan las selecciones, el segundo, radica en pararse a observar el trabajo científico que está realizando un equipo de tres licenciados españoles en Educación Física.

Francisco Argudo,doctor en Ciencias de la Educación Físcica de la Universidad Autónoma de Madrid, Carmen Ferragut, también doctora por la Universidad Católica San Antonio de Murcia y Nuria Rodríguez, estudiante de doctorado de la misma universidad, llevan a cabo un estudio sobre la táctica y los lanzamientos en el waterpolo.

Mientras el simple espectador disfruta con sus equipos, ellos se dedican a recoger datos que, posteriormente, pasarán a un programa informático. "Nuestro estudio es uno de los pocos que se hacen en este deporte. Todo empezó en el año 97 cuando en el Europeo de Sevilla empecé a trabajar en mi tesis de doctoramiento para la creación de un modelo de análisis del Waterpolo", afirma Francisco.

Ya en grupo, estos tres estudiosos se reparten el trabajo de campo de la siguiente forma. Francisco se dedica a ver el partido desde una tribuna lateral y se encarga de suministrar unos datos en tiempo real: jugador que lanza, zona en la que lanza, finalización y posibles condiciones de superioridad, y se los dicta por "walkie talkie" a Carmen Ferragut.

Ésta se encuentra tras una portería con un radar parecido al que usa la Guardia Civil para los controles de velocidad, especialmente configurado para captar cualquier movimiento en la piscina superior a los 30 kilómetros por hora.

"Recojo los datos que me facilita Francisco y le añado la velocidad del tiro. Las chicas suelen tirar entre 40 y 60 por hora, mientras que los chichos están entre 60 y 80. Los que más fuerte lanzan son los húngaros, todos pasan de 80", afirma esta peculiar controladora de tiros.

Carmen canta los datos a Nuria que se encarga de apuntar los datos en una plantilla que previamente ya tienen configurada y que, posteriormente, pasarán por un programa informático.


Blai y Marc los cañoneros de la selección española

Pese a que Guillermo García ("Willy") o el nacionalizado cubano Iván Pérez puedan parecer los mejores lanzadoresdel equipo español masculino, Francisco revela que Blai Mallarach y Marc Minguell son los verdaderos cañoneros del equipo.

"La gente se sorprende, pero es así", reconoce Francisco. El lanzamiento más rápido que hemos medido fue el del ex jugador serbio Aleksandar Sapic, que llegó a lanzara más de 90 kilómetros por hora", sin duda un verdadero torpedo.

Disparos aparte, el equipo de investigadores pretende crear un modelo científico válido para analizar el waterpolo que sirva como herramienta extra para los entrenadores.

A la espera de ese modelo infalible, a las chicas y a los chicos de España no les queda más remedio que echarle arrestos para ir pasando fases en este Mundial. Pese a su objetividad científica, los propios investigadores reconocen ayudarles, animándoles con gritos y aparcando por momentos su objetividad científica.

No hay comentarios: